Metodologías para tratar las verrugas plantares

Las verrugas plantares son causadas por algún virus y casi siempre son recurrentes. Una persona que desarrolla una verruga, con toda seguridad tendrá mas en poco tiempo.

Al decir “plantar” nos referimos a la planta del pie y muchas veces las verrugas plantares son confundidas con pequeños callos. Pueden ocurrir también en los dedos del pie. Las verrugas del pie son esponjosas con unas marcas rojas 0 marrones que son los capilares que las alimentan. Un tejido rodea la verrugas para aislarla del tejido sano a su alrededor.

Hay muchas maneras de tratar este tipo de lesión no cancerosa de la piel. Sin embargo, no hay un método por excelencia ni tampoco un modo instantáneo de curar las verrugas.

Casi siempre se recurre a una combinación de tratamientos. Todo depende de cómo las verrugas de cada persona respondan al método de su médico.

Una de las variedades de verrugas mas difíciles de curar son las que nacen en ramilletes o en grupos. La ciencia médica les llama “verrugas en mosaico”.

Esquema de verrugas y verrugas mosaicas

Esquema de verrugas y verrugas mosaicas

El método químico

Se aplican soluciones quimicas y ungüentos de acidos causticos para destruir estas verrugas. Estos químicos son usados solos 0 en combinación y muchas veces la verruga resiste el tratamiento y hay que repetirlo.

En este caso, el tratamiento podria durar desde 8 a 10 semanas, 0 quizás mas tiempo. Sin embargo, casi nunca la verruga reaparece después de un tratamiento exitoso.

A veces las medicinas usadas causan una irritación temporal, hinchazón en el pie 0 dolor palpitante. El paciente no debe sentir ansiedad si esto ocurre ya que es buen indicio de que la medicina ha comenzado a surtir efecto.

Es decir, debido a que la medicina ha comenzado a destruir el tejido de la verruga es natural que ocurra cierta incomodidad en el pie. Lo importante es notificar cuanto antes al médico sobre cualquier supuración, dolor fuerte 0 hinchazón que ocurra durante un tratamiento de la verruga plantar.

El método quirúrgico

Un instrumento quirurgico llamado “curette” es usado comúnmente para remover las verrugas plantares por el método de la cirugia. El instrumento es usad0 para levantar o extraer la verruga.

Una vez extraida, la raíz o la base de la verruga puede ser cauterizada química o eléctricamente para evitar que vuelva a recurrir. Mediante el método eléctrico, conocido como disecación eléctrica, se aplica una aguja con mango para enviar una corriente eléctrica a la raiz de la verruga y eliminarla.

El método galvánico

Otra altemativa es un instrumento que envia una corriente de bajo voltaje negativa. Esta “cirugía galvánica”, o electrolisis, destruye el tejido enfermo mediante acción química cáustica. No hay hemorragia y los resultados cosméticos son muy satisfactorios ya que no dejan cicatriz.

Uso del rayo láser

El uso de un rayo láser de alta intensidad es el método mas avanzado hoy en día de tratamiento médico contra las verrugas plantares. El rayo destruye las células anormales de la verruga al evaporar la humedad que hay en su tejido, casi siempre después de un raspado previo con el “curette.”

Aún hay menos probabilidad de sangrar, y de que quede cicatriz 0 dolor con este método. Se aplica el rayo láser después de una anestesia local y el paciente sale por sus propios pies de la sala de operación.

El método al frío

La aplicación de frio intenso ha resultado exitosa en la eliminación de las verrugas plantares. Se usan nitrógeno liquido y dióxido de carbono para congelar Ia verruga y esto destruye la lesión. El dióxido es aplicado mediante un instrumento parecido a un lapiz y quizás brote una ampolla en el lugar de la verruga pero esta a su vez sera removida a los 10 días de la cirugia al frio.

La cirugía tradicional

El médico hace dos diminutas incisiones semielipticas alrededor de la verruga y la remueve. La apertura que queda es cerrada mediante suturas.

Si la intervencion es en un lugar del pie donde se le aplica peso al caminar habrá un lapso de dolor e incomodidad mientras cicatriza.

El médico determinaré si se debe hacer la incisión en un lugar asignado del pie pero de no haber otra alternativa el paciente tendrá que usar muletas durante dos 0 tres semanas para evitar que la incisión se convierta en una fea y molestosa cicatriz plantar.

Anestesia

Antes de cualquiera de los métodos quirdrgicos descritos aqui, el médico, a excepción del método químico, aplica un anestésico local. Una inyección al tejido blando alrededor de la verruga es suficiente para evitar cualquier incomodidad del paciente durante la sencilla operación.

Consideraciones después de la cirugía

Hay poco 0 ningun dolor después de una operación del pie para eliminar las verrugas. Si ocurriera algún dolor, el paciente debe tomar las medidas siguientes:

  1. Aplique hielo durante 15 6 20 minutos cada hora. Lo mejor es hielo picado dentro de una bolsa plástica.
  2. Con las rodillas medio dobladas, eleve ambos pies con dos almohadas.
  3. A pesar de que el paciente puede regresar a su rutina normal luego de la intervención, no realice ejercicios fuertes o trabajos pesados. Evite caminar largos trechos antes de que su médico lo autorice.
  4. No remueva el vendaje. Trate de mantenerlo limpio y seco.
  5. Tome las medicinas según indicadas por el médico.
  6. Use el zapato quirúrgico recetado por el especialista.
  7. Si el dolor persiste a pesar de la medicacion, llame a su médico.